No estás bien… ¡¡y lo sabes!!

Hay un cambio que sabes que se va a dar. Hay una situación que es necesario que tú afrontes. Llevas tiempo dándole vueltas, y vueltas, y más vueltas… y cuando más vueltas le dás, peor!!  Tienes mucha confusión mental y emocional…

¿Te suena esto? ¡A mi sí! Te comparto hoy, qué sucede en estos casos y cómo podemos salir de esta nebulosa. Ánimo. Es más “fácil” de lo que piensas!

 

Esa nebulosa “COÑAZO”

Cuando estás confundid@ o dudas de ti mism@, normalmente ocurre que estás buscando fuera la respuesta a lo que te pasa dentro. Esto te lleva a querer ser “como otra persona” y a no validar lo que tú mism@ piensas, sientes o quieres.

Y aquí viene la duda, la nebulosa. Porque lo que la razón te dice que es bueno, tu corazón, que es quien decide te dice que no lo es tanto. Y ¿qué sucece aquí? Sucede que lo que es bueno y válido para una persona, no necesariamente tiene que ser bueno o válido para ti.

Una cosa es tener una persona a la que admiras, y de la que aprender; y otra muy diferente es “convertirte” en esa otra persona. Lo suyo es aprender de esa persona desde quién eres tú, respetando tus valores y lo que es importante para ti.

 

¿Qué es lo que de verdad quieres en tu vida?

No esperes encontrar en este texto la respuesta a esta pregunta: lo siento. Si has pensado que aquí iba a darte la clave, debo decirte majetón o majetona, que estás buscando FUERA lo que está DENTRO de ti.

Descubrir lo que quieres y quien eres REQUIERE SI-O-SI que ahondes en ti. -ANA PAZO, coach, mentora y fundadora de lider365

Explora lo que te gusta, lo que te mueve, lo que te hace feliz…¿No lo sabes? ¿Recuerdas la última vez que te sentiste completamente feliz y plen@? Si no es así, te toca experimentar, divertirte, soltarte un poco… ¿cuanto tiempo hace que no te ríes? ¿que no tocas la guitarra?¿que no oyes esa canción que te volvía loc@?  Quizás hayas caido en la vida encorsetada, en los tienes que y debes de, en las responsabilidades por encima de tu propia vida y salud: ¡Basta ya!! ¿Qué te gustaba de niñ@? Ve más allá. Pregunta a tus padres, amigos, incluso a tu pareja, seguro que le gustó algo de ti 🙂

 

Algo que empieza, algo que acaba

Cuando tomamos decisiones, normalmente elegimos entre “varias opciones”. El elegir una, implica dejar otra. Esto es: “algo tienes que dejar”, como decía Mayra Gómez Kemp en el ya casi prehistórico programa del “Un,Dos,Tres”  .

Empezar un ciclo y cerrar otro. Algo debes terminar. Algo debes empezar. Pero te dá MIEDO. El camino o la oportunidad que se te presenta es buena, pero NO confías en este tipo de oportunidad. O mejor dicho, no confías en tí, en poder salir de ahí. No sabes gestionar la incertidumbre de “no controlarlo todo”. Así es la vida. La certidumbre es una utopía. La vida es incertidumbre, es opciones, es equivocarte, es aprender, es sufrir, es reír, es sanar…  Además, no se puede dar la alegría sin la tristeza, el logro sin el aprendizaje, el sufrimiento sin la sanación. Todo es parte de lo mismo. ¿Cómo lo ves?

los-cinco-miedos-que-todos-los-seres-humanos-comparten.jpg

Te sientes aburrid@, sin pasiones, un día es igual a otro…

Necesitas algo nuevo. Pero quizás llegar a lo nuevo te va a suponer pasar situaciones dificiles para ti: discutir con la gente que te rodea y no entiende el cambio; de ver como alguna o algunas personas se alejan y te duele, aunque sea beneficioso para ti en el medio-largo plazo…

Cuando atraviesas este ciclo de miedo y dolor, te das cuenta de que siempre debe FINALIZAR algo, para que algo NUEVO empiece. Es como dejar hueco en tu armario para la ropa de temporada 🙂

Cuando decides qué FINALIZAR y qué INICIAR, recuperás toda tu fuerza para poder ir detrás de lo que deseas, pero NO SERÁ FÁCIL. Tu sueño te pondrá a prueba para ver cuánto lo deseas realmente.

 

Date un periodo de calma e introspección

Quizás pienses… “pero ¡me aburro!!!!!”

Te parece pura ciencia ficción poder estar quieta 10 minutos, pero de nuevo es tu decisión.

Revisa tu contexto ¿Donde estas?

  • Revisa tu casa
  • Revisa tu familia
  • Revisa tu pareja
  • Revisa tu gente
  • Revisa lo que haces, tus proyectos

Todas estas cosas cercanas:

  1. ¿ alguna de ellas de verdad TE HACE BIEN?
  2. ¿que te arruina tu estado de ánimo, tus metas, tus sueños?

Y desde tus respuestas llegarás a la conclusión: qué quiero mantener y qué quiero cambiar para ser feliz.

 

¿No suena fácil verdad?

Pues ya sabes por qué lo estás retrasando sine die. Son situaciones que tú mism@ no quieres reconocer. No haces nada al respecto porque es TRAICIONAR a “tu gente” y eso es INCORRECTO!! Va contra tus valores de lealtad y fidelidad, y responsabilidad. Déjame que te pregunte algo:

¿estás siendo leal y fiel a ti mism@? ¿te estas responsabilizando realmente de tu vida ó estás dejando tu vida en manos de expectativas/deseos/exigencias de otros?

Uff. Escuece. Yo misma siento el dolor cuando escribo esto. Mi estómago se encoge. El miedo está ahí.

 

Deja de lado las excusas: ¡¡vive!!

Deja las justificaciones, las metiras que te dices, incluso a las personas de tu entorno que te están frenando: ¿qué quiero y qué tengo?, ¿que quiero transformar y qué quiero cerrar?

No es sostenible mantener un compromiso con algo que NO quieres. Esto sólo te llevará al rencor, contra ti mism@ por no serte fiel, y/o contra la persona que tienes a tu lado “por obligarte”.

La única solución es el CAMBIO. Y esto pasa por atravesar tus miedos, atravesar el dolor y superar dificultades.

Ir más allá de lo “éticamente” correcto. Sentir y actuar en base a lo que siento.

Quieres compartir, vivir una vida apasionada, no sólo con tu pareja, sino con tu tribu, quieres roderarte de personas que te llenen de energía, que te impulsen; pero lo que tienes hoy te drena, y no  acabas de encontrar eso que quieres…

Piensas entonces:  Quiero esto pero no puedo

¿y qué tal seria pensar: Quiero esto, y yo mism@ me creo las oportunidades, no necesito esperar a tener a alguien con quien compartir. YO LO VOY A HACER SOL@ SI ES NECESARIO.

“Piérdete. Confúndete. Equivócate. Cae. Levántate. Sólo desde ahí recuperarás la fuerza para decidir” -Ana Pazo, coach y mentora Lider365

sea beach holiday vacation

Photo by Stokpic on Pexels.com

El PUNTO MUERTO

En tus relaciones quizás existe algo que tú esperas que tu pareja/familia/amigos te aporte, pero que no te pueden dar, ni tú a ellos.

Lo ideal: hablar, conversar y ceder quizás. Existe aquí un error de concepto mental: “Si esta persona o personas NO quieren que lo haga, entonces NO lo voy a hacer. Abandonar tu identidad para que otra persona esté feliz, para cumplir con sus expectativas, esto te genera RENCOR.

Es TU RESPONSABILIDAD decidir qué estás dispuest@ a CEDER, y qué está en tu CORAZÓN, es intrínseco a ti, y NO PUEDES RENUNCIAR a ello.

Llega entonces un punto en le que empiezas a enfrentar la situación en tu corazón: yo no te puedo dar lo que quieres, tú no me puedes dar lo que quiero.

Reconoce lo que tú de verdad quieres por encima de “mantener las apariencias”, o las fidelidades a otros por encima de a ti mism@!!

La vida te va a decir qué es lo que de verdad quieres. Toma consciencia de las decisiones y las acciones que estás tomando cada día.

 

DETRAS DE TU CONFUSIÓN ESTA TU VOLUNTAD

En la confusión hay un conflicto emocional, que crea una “nebulosa” para no sufrir. Si no lo veo, “no sufro”, o eso quiero, pero en realidad estoy sufriendo.

Esta situación dolorosa, la estás manteniendo porque no quieres perturbar o desestabilizar tu entorno, porque detrás está el miedo al rechazo, al abandono, al error, la culpa, la responsabilidad… y todo lo que pesa.

Sin embargo, cuando atraviesas todo esto, cuando tomas consciencia de que no puedes tener eso que quieres AQUI pero quizás en OTRO LUGAR, conectas con tu FUERZA DE VOLUNTAD, y desde ahí puedes avanzar.

 

CONCLUSIONES

  1. Recupera tu calma y tu quietud. Experimentas falta de abundancia y de alegría. Cuanto más aprecies lo que tienes y lo que eres, más energía tendrás y tu estado mejorará. Te resistes a la necesaria quietud para reflexionar sobre tus temas pendientes, pero, amig@ mi@, no te queda otra.
  2. La confusión. Hay algo que quieres, pero no sabes cómo llegar a ello. Lo que te tiene confundid@ es una situación que percibes como compleja y llena de dolor, y no quieres meterte en ella. Eso es TAPAR: “no pasa nada”, te dices. Pero sí pasa. Mira en tu sótano.
  3. Exprésate. Deja de torturarte. Deja de guardar silencio. Deja de IGNORARTE. Resuelve tu situación YA. Acepta tu DOLOR, acepta tus PREGUNTAS, y EXPRESA lo que quieres, y lo que te sucede con tu gente: trabajo, familia, pareja. Si las personas se enfadan por hablar o por preguntar no es tu responsabilidad. Saca tu voluntad de vivir por encima del miedo a perder a las personas.
  4. Deja de POSPONER. Pasa a la acción. Puedes estar bien SOLA si hace falta. En el fondo quieres compartir con alguien más. Quizás para llegar a eso, primero debas aprender a estar sola. Quizás tu grupo actual te esté lastrando. Sólo tú lo sabes. SI SOLO TE QUEDARAN 3 SEMANAS DE VIDA, ¿QUE HARÍAS?

 

Pon tu cerebro a trabajar  Reflexión para tu día a día

¿Qué haces en tu día a día que te hace MAL? Observa todas las situaciones que se dan en tu día a día e identifca aquellas que:

  • te desaniman
  • te frenan
  • te estancan

¡¡ENFÓCATE EN ELLAS Y CÁMBIALAS!!

 

Si te ha gustado: compártelo o dejame un comentario!! Me gusta saber que lo que escribo es útil para alguien 🙂

Si te identificas con el tema, pero te cuesta hacer este trabajo SOL@, yo te acompaño: enviame un email para concertar una cita y te llamo: info@lider365dias.com.

¡¡Pasa un feliz día!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s